Nuestros sitios
Ver edición digital Título de la edición actual
Compartir

Día Internacional del Chocolate: ellas lideran la industria y ponen en alto el nombre de México

Elizabeth Vargas 13 Sep 2022
Día Internacional del Chocolate: ellas lideran la industria y ponen en alto el nombre de México

En este Día Internacional del Chocolate presentamos a tres empresarias mexicanas que lideran la industria.


La mujeres en la industria mexicana del cacao tienen una gran participación. De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi) en 2021 de los 57 mil empleos generados por la industria del chocolate y confitería más de la mitad fueron ocupados por ellas.

Sin embargo, las representación femenina en los puestos directivos de las empresas chocolateras y fincas cacaoteras no sobrepasa el 35%, según Ecom Cocoa, empresa fabricante de productos procedentes del cacao.

Liderazgo en tacones, las 5 mujeres CEO más influyentes del mundo

Esta cifra, a pesar de ser pequeña, es un avance, ya que el mismo organismo informó que hace 13 años únicamente el 10% de las mujeres eran líderes en en estas empresas.

Aunque por el momento los números indican que hacen falta más directoras, gestoras o supervisoras en estas empresas, aquí están las líderes mexicanas más importantes de la industria chocolatera en la actualidad.

Ana Beatriz Parizot Wolter

En 2018 el chocolate Quetzalli, elaborado por la empresa Chocolates Wolter, que es encabezada desde 1999 por Ana Beatriz Parizot, ganó el primer lugar del International Chocolate Awards, premio que reconoce la excelencia en la elaboración de esta golosina.

Parizot heredó la hacienda cacaotera “La Luz”, ubicada en Tabasco, por parte de su abuelo Otto Wolter, de origen Alemán. Actualmente esta líder posee 26 hectáreas de terreno que dedica a producir cacao, además, es la única en ese estado que recibe visitas turísticas.

La pasión con la que esta empresaria lidera esta finca fue mostrada por ella durante una conferencia TedTalk en la cual aseguró que el verdadero chocolate hecho con cacao mexicano sabe al ecosistema que lo rodea.

“¿A qué sabe el verdadero chocolate hecho en México? Van a tener que repensar eso cada vez que se lleven una pieza de este alimento a la boca, los cacaotales con su flora y fauna son los que le dan el verdadero sabor; además de la tradición, cultura, historia y orgullo mexicano“, agregó.

Emprendimiento femenino como catalizador de desarrollo

Norma Orozco

Esta ingeniera en alimentos es reconocida internacionalmente por ser la asesora del 90% de las empresas que conforman la industria chcolalatera en el país; además de ser la directora general de la Escuela Mexicana de Confitería y Chocolatería.

La experta de origen potosino, cuyo cliente más reconocido es la empresa Turín, ganó un premio en el 2021 por sus 32 años de trayectoria en la industria chocolatera.

Uno de sus principales logros fue el desarrollo del primer chocolate antidepresivo del continente americano, proyecto que realizó en conjunto con investigadores de la Universidad Autónoma de San Luis Potosí (UASLP) y que tuvo la aprobación médica al comprobarse sus efectos positivos.

Esta empresaria opina que entrar a la industria del chocolate es fácil, pero mantener la vigencia de un producto en los anaqueles es lo complicado, por lo que les recomienda a los emprendedores que quieran apostar por esta industria que se propongan día con día mejorar su producto.

Salma Arellano

A mediados de la década pasada Salma Arellano Salum fundó su propia empresa chocolatera después de seguir su verdadera pasión: la cocina, a pesar de ser licenciada en administración agropecuaria.

Su esposo, Jesús Gutiérrez siempre fue fanático de la comida gourmet, lo que le permitió a Arellano experimentar con diversos sabores en la cocina, pero fue en el 2009 cuando se le presentó la oportunidad de estudiar un diplomado enfocado en la preparación de alimentos en Monterrey.

El amor por la cocina y por la experiencia que la vida le estaba presentando fue tan emocionante que su estadía, que originalmente iba a ser de unos meses, se extendió por dos años, en los que trabajó en con el chef Guillermo González Beristáin.

Fue durante este tiempo que decidió tomar un curso de chocolatería, mismo que le brindó felicidad y la hizo entregarse por completo a sus clientes que ahora se extienden a lo largo de la República, desde Ciudad de México hasta Coahuila.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte informado 

Descarga GRATIS nuestro especial
descargable
Descarga AQUÍ el artículo completo El negocio de hacer el bien ¡Descárgalo GRATIS!
Síguenos en Google News MIT Google News