Nuestros sitios
Ver edición digital Título de la edición actual
Compartir

¿Sigues en home office? Consejos para cuidar la salud mental en el confinamiento

De acuerdo a una investigación de Buffer, la comunicación entre compañeros y la sensación de soledad al no tener interacción presencial son algunos de los principales problemas del modelo de teletrabajo.


Mit Sloan 19 Ago 2020
¿Sigues en home office? Consejos para cuidar la salud mental en el confinamiento

Dejar las oficina para comenzar a teletrabajar siempre es un desafío. Hacer que todos tus colaboradores abandonen sus espacios de trabajo y tengan que mantener el 100% de la actividad operativa de una organización desde casa, sin previo aviso, claramente puede resultar más complicado. Debido a la crisis provocada por el Covid-19, éste ha sido el panorama para muchas empresas.

El trabajo remoto, antes considerado un beneficio, en estos meses de distanciamiento social ha sido la norma básica para trabajar en el camino a la nueva normalidad. Sin embargo, éste ha sido bastante distinto a la fantasía de asistir a reuniones desde la comodidad de la cama. Debido a la pandemia, la gente no sólo está trabajando desde sus casas, sino que está tratando de equilibrar sus obligaciones laborales, el cuidado de sus familias y su salud mental.

De acuerdo a una investigación realizada por Buffer, el 20% de los colaboradores indica que su principal problema al momento de teletrabajar es la comunicación y la colaboración con sus compañeros, mientras que otro 20% señala que su mayor desafío es enfrentarse contra la soledad. Dejar la oficina elimina gran parte de las interacciones informales que ocurren en los pasillos, en los almuerzos e incluso en los after-office que muchos colegas comparten luego de trabajar. Esto afecta directamente indicadores como el clima laboral y a la cultura organizacional de las empresas, de la misma manera que afecta a las personas que las componen.

Además, según el último estudio realizado en Rankmi, Estado del trabajo remoto en América Latina 2020, el 22% de los colaboradores en la región indicó que su principal desafío al trabajar desde casa corresponde a la dificultad para encontrar un equilibrio entre su vida personal y su trabajo. Esto, en muchos casos, afecta directamente su productividad laboral. El 21% de los encuestados indicó sentir que su desempeño había bajado desde que comenzaron a trabajar desde casa.

Por otra parte, el teletrabajo también puede tener consecuencias directas en la salud mental de las personas: de acuerdo a un estudio realizado por Dice, un 82% de los colaboradores remotos sufre de Síndrome Burnout. El 52% de ellos dice que se debe a que trabajan más horas de las necesarias, y 40% cree que podría contribuir mucho más a su empresa. Es por eso que en recomendamos cinco prácticas esenciales para cuidar la salud mental durante este periodo de distanciamiento social:

1. Crea una rutina saludable

¡No empieces a trabajar desde que te despiertes! Toma tus tiempos de manera adecuada, organiza tu día y cumple tus metas.

2. Toma descansos regulares

Así como eres responsable con tus horarios de trabajo, también debes respetar tus horarios de descanso, como tu hora de almuerzo, por ejemplo. Aprovecha las pausas activas, si es que tu organización las ofrece, o hazlas de manera personal. Estar sentado de manera ininterrumpida puede ser peor a largo plazo.

3. No temas expresar tu frustración

Los miembros de tu equipo pueden entenderte, habla con ellos y sé transparente con respecto a tu situación y tus sentimientos. No eres la única persona que está pasando por esta situación. Ellos están trabajando de forma remota al igual que tú, así que puedes intentar buscar empatía en ellos.

4. ¡Habla con tu equipo!

Es importante mantenerse humanos. Puedes agendar una llamada para tomar un café o almorzar con tus compañeros en un plano que no sea completamente laboral, para despejar tu cabeza de tus obligaciones diarias. A pesar de la distancia, todavía son parte de un grupo de trabajo humano.

5. Designa un espacio dedicado a tu trabajo

Si vas a separar tu hogar de tu oficina, es necesario que habilites un espacio adecuado para trabajar. Y no, la cama no es el lugar adecuado, a pesar de que parezca una excelente idea. Mejor utiliza una silla que te haga sentir cómodo, vale la pena invertirle, privilegia los espacios con luz natural y ten a mano todos los implementos que necesitas para organizar tu día, como agendas o artículos de papelería. Buena suerte.

*El autor es Country Manager México & Centroamérica en www.rankmi.com