Nuestros sitios
Ver edición digital Título de la edición actual
Compartir

Innovación en pymes es prioritaria para la recuperación del país

Raquel Macias Arroyo Directora de Asuntos Corporativos y Responsabilidad Social Para la mayoría de las empresas en México, adaptarse a […]


Mit Sloan 04 Jun 2021
Innovación en pymes es prioritaria para la recuperación del país

Raquel Macias Arroyo

Directora de Asuntos Corporativos y Responsabilidad Social

Para la mayoría de las empresas en México, adaptarse a la COVID-19 ha sido un requisito para asegurar su continuidad en uno de los panoramas más complejos que el mundo haya vivido en años recientes. 

Muchas organizaciones, sin importar tamaño o industria, han sido afectadas, pero existe un segmento que se ha visto impactado en mayor medida, el cual representa uno de los pilares de la  economía del país: las pequeñas y medianas empresas. Y es que, al hablar de pymes, hacemos referencia al 99.8% de las unidades económicas en el país, las cuales aportan 42% del Producto Interno Bruto y generan 78% del empleo, de acuerdo con datos del INEGI. Tras los impactos de la pandemia, se ha perdido un cuarto del total de las empresas de este segmento, hablamos de más de un millón de negocios y con ellos, millones de empleos. 

¿Cómo se debe fortalecer uno de los pilares de le economía nacional? Si bien, la respuesta puede desencadenar diversas alternativas basadas en políticas públicas, la realidad es que estamos abordando un problema aún más complejo y que durante la pandemia se evidenció. Me refiero a la falta de innovación que prevalece en el país, ya que de acuerdo con el Global Innovation Index 2020, México se posiciona en el lugar 55 de una evaluación sobre este tema a 66 economías, mientras que la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económicos indica que solamente 2% de las pymes mexicanas invierte en ello. En la tormenta perfecta llamada pandemia, este retraso nacional nos está cobrando trabajos y pérdidas de empresas. 

Para alcanzar los niveles de innovación y competitividad que el contexto actual demanda, la tecnología juega un rol indiscutible para las compañías, sobre todo para las pymes. La democratización de la digitalización a raíz del surgimiento de la tecnología en la nube ha permitido a las pymes avanzar en su desarrollo. Sin embargo, hay un largo camino que atender. Datos de IDC y SAP indican que 95% de las pequeñas y medianas empresas mexicanas no cuentan con las herramientas tecnológicas necesarias para operar, optimizar procesos y tomar decisiones en tiempo real; de ahí la importancia de promover opciones para garantizar que más de ellas tengan la infraestructura e instrumentos adecuados. 

El reto de acercar la tecnología a este sector empresarial es de enormes dimensiones. Muchas pymes aún muestran resistencia al cambio y no se sienten listas para dar ese salto, prevaleciendo así viejos procedimientos. Esto refleja una de las primeras y más básicas necesidades: la capacitación; atender esto es prioritario, ya que la transformación tecnológica comienza con formación y con contar con el conocimiento necesario para implementar las soluciones digitales más efectivas. Bien dicen que información es poder y eso es correcto; saber cuáles son las alternativas tecnológicas que hay para pymes, significa una oportunidad para su desarrollo.

Ahora bien, la otra cara del desafío –más allá de la capacitación– es la gestión del capital humano y el manejo del cambio. Los dueños de este segmento de compañías deben ser los primeros en estar convencidos de ello y los principales promotores de la transformación digital. Esto significa cambiar la cultura organizacional y poner a la innovación al centro de la estrategia de negocio, convirtiendo a las TIC en un eje fundamental del día a día. 

El reto de propiciar la innovación en las pymes no solo recae en estas empresas. En el sector tecnológico tenemos la oportunidad de unir fuerzas con otras organizaciones que fomenten las habilidades digitales de este segmento. Así lo hizo recientemente la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información, que con apoyo de las compañías que la conforman busca acelerar la digitalización de las pymes a través de una iniciativa compuesta por asesorías, capacitaciones y programas de financiamiento para que cuenten con las herramientas necesarias. 

Por otro lado, vale la pena destacar que el 60% de las pymes en México son lideradas por mujeres, quienes son un motor para la economía familiar y nacional. Para apoyar a su desarrollo empresarial y digital, han surgido organizaciones como Victoria147 o WEConnect Internationl, que buscan fortalecer las competencias tecnológicas y de negocios para estas empresarias. Hago un llamado a quienes lideramos las estrategias de responsabilidad social, para impulsar iniciativas que no solamente atiendan el reto de cerrar brechas digitales, sino que tengan un doble propósito al incorporar a más mujeres a la economía formal del país. 

Pensemos también en nuestros propios proveedores, que en la mayoría de los casos son pymes. Contar con procesos automatizados de compras y compartir con ellos las habilidades necesarias para ser parte de redes internacionales de proveeduría les permite adquirir nuevas habilidades, profesionalizarse y ser competitivos a nivel global. Por ejemplo, hay casos de organizaciones mexicanas que cuentan con proyectos de profesionalización de proveedores como parte de su estrategia de desarrollo sostenible, apoyando al crecimiento de México. 

Hoy más que nunca, es indispensable fomentar la digitalización de las pymes en nuestra nación. Las oportunidades que trae el tratado de libre comercio con Estados Unidos y Canadá fomentan el desarrollo; como muestra está el crecimiento gracias al e-commerce. Como lo mencioné previamente, otra alternativa para las pymes manufactureras es incorporarse a las cadenas de valor no sólo en Norteamérica, sino en todo el continente, dada la urgente necesidad que deja la pandemia de contar con proveedores más cercanos y no depender 100% de Asia. Estamos frente a una vía para promover y potenciar la transformación tecnológica en el país, a través de uno de los grupos económicos más importantes para que México logre la mayor recuperación en el menor tiempo: las pequeñas y medianas empresas, que son el presente y el futuro, siempre teniendo a la tecnología como aliada. 

SEMBLANZA

Raquel Macias es Directora de Asuntos Corporativos y Responsabilidad Social de SAP México. Es licenciada en Ciencias de la Comunicación por el Tec de Monterrey y cuenta con estudios de posgrado en la Universidad de San Diego y el IPADE. Ha colaborado en actividades de responsabilidad social enfocadas al empoderamiento económico de la mujer.

LEE MÁS CONTENIDO
¿QUÉ TEMA TE INTERESA?