Nuestros sitios
Ver edición digital Título de la edición actual
Comparte
Compartir

Free

Recaudación del IVA en tiempos de COVID-19

Durante el primer semestre de 2020, el Impuesto al Valor Agregado registró una recaudación de 489.7 mil millones de pesos (mMDP), cifra 2.48% superior en comparación con el mismo periodo del año anterior. El IVA proveniente del comercio exterior, durante este mismo lapso, alcanzó la cifra de 285.6 mMDP, lo que representó una disminución del 15.3% respecto al mismo periodo del año anterior.


Recaudación del IVA en tiempos de COVID-19

Por la relevancia del IVA en los ingresos tributarios de la Hacienda pública mexicana y en específico del proveniente de las operaciones de comercio exterior, en este documento se analiza el comportamiento de la recaudación del IVA de comercio exterior y su relación con las importaciones totales y por tipo de bien, durante el primer semestre de 2020, periodo en el cual se ha presentado el fenómeno de COVID-19.

Desde el punto de vista teórico, el IVA es un gravamen al valor de mercado de todos los bienes y servicios finales producidos en un país durante un cierto periodo de tiempo (Parkin, 2009); es decir, el Producto Interno Bruto (PIB) es la base gravable del mismo.

El IVA tiene como origen el porcentaje sobre el valor agregado a una mercancía o un servicio, conforme se completa cada etapa de su producción o distribución, permitiendo el acreditamiento del impuesto pagado en fases anteriores.

La importancia económica de este impuesto se mide por la participación de la recaudación de este gravamen como proporción del PIB. Durante el primer semestre de 2020, la recaudación total del IVA representó el 2.21% como proporción del PIB; mientras que los ingresos de IVA provenientes del comercio exterior, para este mismo periodo, representaron el 1.29% del total del PIB.

La aportación de los ingresos procedentes de las operaciones de comercio exterior a la recaudación total del IVA es significativa. En los últimos años, esta aportación ha representado en promedio el 72% del total; para el primer semestre de 2020, la contribución de las operaciones de comercio exterior y en particular de las importaciones a la recaudación total este impuesto fue del 58.3%, 12.2 puntos porcentuales menos a lo registrado durante el primer semestre de 2019.

Por la relevancia del IVA en los ingresos tributarios, por su importancia económica como proporción del PIB y por la aportación que generan las operaciones de comercio exterior a la recaudación, en los párrafos siguientes se analiza el comportamiento de la recaudación del IVA de comercio exterior y su relación con los flujos de comercio en el primer semestre del 2020, fase en la que se han tomado importantes medidas sanitarias a nivel mundial para la contención de la pandemia de COVID-19.

Recaudación del Impuesto al Valor Agregado

Durante el primer semestre de 2020, la recaudación del IVA por operaciones de comercio exterior registró un monto de 285.6 mil millones de pesos (mMDP), cifra que representó el 67.9% del total de la recaudación de las contribuciones provenientes del comercio exterior.

En mayo de 2020, la recaudación de IVA por operaciones de comercio exterior fue de 38.9 mil MDP, el monto más bajo durante los primeros seis meses de 2020 (ver gráfica 1).

Grafica 1. Recaudación de IVA por comercio exterior

Enero 2018 – junio 2020

(Millones de pesos y por cientos)

Fuente: elaboración propia con datos del SAT

En términos de variación porcentual anual, el comportamiento de la recaudación del IVA por operaciones de comercio exterior, correspondiente al primer semestre de 2020, mostró tasas de crecimiento negativas significativas hasta alcanzar en el mes de mayo una tasa de menos 34.1%, derivado de la contracción de la economía, observada por las medidas de sanidad adoptadas por la crisis sanitaria y de la diminución de los flujos del comercio mundial.

La caída en las importaciones mexicanas de bienes intermedios, de consumo y de capital que se presentaron en el primer semestre de 2020 se reflejó en una disminución de la recaudación del IVA por importaciones y, por ende, en la disminución de los ingresos tributarios (ver gráfica 2).

Grafica 2. Recaudación de IVA por comercio exterior

Enero 2018 – junio 2020

(Variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del SAT

En junio de 2020 se registró una variación porcentual anual de -24.1%, menos pronunciada a la registrada en el mes anterior, pero que no fue suficiente para contrarrestar los efectos negativos de la recaudación del impuesto durante este periodo. De esta manera, la recaudación del IVA por operaciones de comercio exterior del primer semestre de 2020 con respecto al primer semestre de 2019 presentó una caída del 15.3 por ciento, y el IVA obtenido de las operaciones de comercio exterior representó el 58.3 por ciento del total de IVA recaudado en la economía nacional.

Desde el punto de vista de la legislación aduanera, en las operaciones de comercio exterior, se gravan principalmente las importaciones. Las exportaciones están exentas, salvo algunos casos muy particulares; por lo que el comportamiento de las importaciones totales y de sus diferentes componentes ejercen una influencia directa sobre la generación de ingresos por concepto de IVA.

El coeficiente de correlación entre las importaciones y la recaudación del IVA, indica que ambas variables están relacionadas de forma positiva en 0.87; es decir, al aumentar el valor de las importaciones, la recaudación del IVA también aumenta y viceversa. Este coeficiente no define causalidad, ni resuelve los problemas de relación estadística que presentan las series económicas; pero la causalidad está determinada por la propia Ley del IVA, la cual grava a las importaciones y exenta a las exportaciones. De ahí la importancia de analizar el comportamiento de las importaciones y su influencia en la recaudación del IVA.

Durante los primeros seis meses de 2020, las importaciones alcanzaron el valor de 180.3 mil millones de dólares (mMDD), cifra 19.5% menor a lo registrado durante el primer semestre de 2019. Nuevamente se observa que en mayo se tuvo una contracción del 47.0%; y aunque junio muestra una ligera recuperación, la tasa de crecimiento anual aún es negativa al registrarse una caída de 22.2% con respecto a junio de 2019 (ver gráfica 3).

Gráfica 3. Importaciones totales

Enero 2018 – junio 2020

(variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

Al analizar la estructura de las importaciones por tipo de bien se encuentra que, en lo que respecta al primer semestre de 2020, las importaciones de bienes intermedios, de consumo y de capital representaron el 79.0, 11.9 y 9.1%, respectivamente, del total de las importaciones. En el mismo periodo, las importaciones de bienes intermedios, bienes de consumo y bienes de capital registraron contracciones de 18.3, 26.2 y 20.4%, en ese orden.

Si bien el comportamiento que se observa en el valor de las importaciones totales, reflejo de una menor demanda interna de todo tipo de bienes importados, son los bienes intermedios, los que registraron la segunda mayor contracción. La gráfica 4 muestra la trayectoria negativa de las importaciones de este tipo de bienes y se advierte que desde el cuarto trimestre de 2019 frenaron su ritmo de crecimiento, y se acentúa en el segundo trimestre de 2020 como consecuencia de los menores requerimientos de materia prima por la industria manufacturera al haber disminuido la actividad productiva por las medidas de contingencia, adoptadas por la pandemia de COVID-19.

Grafica 4. Importación bienes intermedios

Enero 2018 – junio 2020

(variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

Las importaciones de bienes de consumo también sufrieron una fuerte caída en el segundo trimestre de 2020, aun de mayor magnitud que la de los bienes de capital e intermedios, y su recuperación sugiere ser más lenta al mostrar tasas negativas profundas y negativas, lo que es consistente con la menor oferta mundial de bienes y una reducción de la demanda nacional de bienes de consumo, como consecuencia de la reducción de ingresos de los mexicanos.

Grafica 5. Importación bienes de consumo

Enero 2018 – junio 2020

(variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

Asimismo, los bienes de capital también registraron una disminución para el idéntico periodo de análisis: en el mes de junio se presentó una importante recuperación, lo cual puede ser indicativo de que los sectores productivos reanudaron sus compras al exterior para reactivar sus actividades productivas (ver gráfica 6).

Grafica 6. Importación bienes de capital

Enero 2018 – junio 2020

(variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

En lo que se refiere a la composición del valor de las importaciones, como parte del primer semestre de 2020, los bienes intermedios representaron el 79.0% del total, seguido por los bienes de consumo con 11.9% y, finalmente, los bienes de capital con el 9.1% (ver gráfica 7).

La economía mexicana importa mayoritariamente bienes intermedios para ser internamente transformados o incorporados en otro bien, de ahí la importancia de la industria manufacturera en la economía nacional.

Grafica 7. Importaciones 2019 y 1S 2020

(Participación porcentual)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

No obstante, la mayor participación de los bienes intermedios en la importación, los tres tipos de bienes mostraron en el segundo trimestre de 2020 la mayor caída, equiparando sus registros a los observados durante la crisis de 2008-2009. En esta trayectoria descendente de las importaciones, las relacionadas con los bienes de consumo fueron las que tuvieron mayor afectación con una disminución del 55.8%; seguidas de las compras al exterior de los bienes intermedios con una contracción del 46.6% y las importaciones de bienes de capital con una reducción del 38.26%.

Un menor dinamismo en el comportamiento de las importaciones mexicanas ya se observaba desde 2018, y es en el primer semestre del 2020 con la pandemia cuando ese dinamismo se ve aún más afectado como consecuencia de las medidas de aislamiento social, tomadas por los diferentes gobiernos y, en particular, por el Gobierno de México.

Durante junio de 2020 se registró una recuperación en las importaciones; sin embargo, ésta no ha sido suficiente para alcanzar los niveles previos a la crisis sanitaria; así, las importaciones de bienes de consumo, intermedios y de capital se contrajeron en 43.6,19.6 y 12.3 por ciento, respectivamente.

En cuanto a las importaciones de México desde China y Estados Unidos de América (EE. UU.), registraron una importante disminución en el flujo de mercancías hacia la nación mexicana. Hacia el primer semestre de 2020, las importaciones provenientes de China cayeron menos que proporcional que las compras provenientes desde EE. UU.

En efecto, las importaciones provenientes del principal socio comercial de México, Estados Unidos, se contrajeron en el mes de mayo un 59.2% con respecto al mismo periodo de 2019, lo que representó una reducción de más de 11,201 MDD; por su parte, las de China disminuyeron en 23.7% a tasa anual en el mismo periodo (ver gráfica 8).

Grafica 8. Importaciones de México provenientes de EEUU y China

(variaciones porcentuales anuales)

Fuente: elaboración propia con datos del INEGI

Un síntoma alentador para la recuperación de la actividad económica es el repunte observado de las importaciones de México que, aunque a tasas anuales siguen mostrando tasas de crecimiento negativas en junio de 2020, éstas sugieren una recuperación en la forma de una “V”, por lo que en la medida que más sectores productivos regresen a operar con normalidad, los flujos internacionales de mercancías retornarán a los niveles observados hasta antes de la pandemia.

Conclusión

Los ingresos tributarios provenientes de la recaudación del IVA no se incrementarán si la actividad económica continúa deprimida, la demanda interna de mercancías importadas está muy relacionada a los niveles de actividad de la industria manufacturera que transforma internamente bienes intermedios para posteriormente enviarlos a todo el mundo. Si las importaciones mexicanas no logran mejorar sus tasas de crecimiento (los ingresos por IVA de comercio exterior y las importaciones están correlacionadas en un 87%); más aún, las importaciones de bienes intermedios (representan más del 77% del total de las importaciones), la reactivación de la industria será lenta y el impacto en los ingresos tributarios reflejará comportamientos poco significativos.

La recaudación total del IVA en cuanto al primer semestre de 2020 representó el 2.21% como proporción del PIB, cifra ligeramente mayor al 1.98% alcanzado durante el mismo periodo del año anterior. Este incremento se explica primordialmente por el consumo del mercado interno, ya que la recaudación de IVA que se generó en las aduanas por el paso de mercancías hacía México, durante la misma fase de análisis, mostró una caída como proporción del PIB al alcanzar una participación del 1.29%, cifra menor al 1.40%, observado durante el mismo periodo del año anterior.

Finalmente, partiendo de la premisa de que en la legislación aduanera se establecen las normas a cumplir en las operaciones de comercio exterior, se tiene que el marco legal grava principalmente las importaciones y exenta a las exportaciones, salvo algunos casos muy particulares; por lo que el comportamiento de las importaciones depende más del propio desarrollo de la actividad económica.

Sin embargo, para facilitar el flujo de las mercancías que se importan a México, se sugiere fortalecer la práctica de auditorías post-despacho aduanero; este tipo de auditorías permiten la utilización de herramientas de análisis estructurado, basado en modelos de riesgo; facilitan el comercio y mejoran el cumplimiento de la Ley; complementan la verificación autorizada aleatoria, realizada en aduanas; permiten la inspección en almacenes, fábricas, domicilios y carreteras, y permiten extender la revisión de las obligaciones por periodos de tiempo más largos (la revisión no se realiza durante el desaduanamiento).

En términos de la Organización Mundial de Aduanas[1], el post-despacho aduanero es la forma más eficaz para facilitar el comercio, y garantizar el cumplimiento de las obligaciones fiscales y aduaneras.

Referencias

Coronavirus.gob.mx, (Disponible en: https://coronavirus.gob.mx/datos/ ) (Consultado: 28/08/2020).

BANXICO, Banco de México. Informe Trimestral enero – marzo 2020, (Disponible en https://www.banxico.org.mx/publicaciones-y-prensa/informes-trimestrales/%7B23C2DCA8-4AD3-FBE0-B0BF-4D30C8066B84%7D.pdf) (Consultado: 17/08/2020)

INEGI, Instituto Nacional de Estadística y Geografía, Banco de Información Económica, Sector Externo (Disponible en: https://www.inegi.org.mx/app/indicadores/?tm=0#divFV33226 ) (Consultado: 21/08/2020)

SAT, Servicio de Administración Tributaria, Datos abiertos, Recaudación por operaciones de comercio exterior, (Disponible en: http://omawww.sat.gob.mx/cifras_sat/Paginas/datos/vinculo.html?page=RecDerImp.html ) (Consultado 24/08/2020)

SAT, Servicio de Administración Tributaria, Datos abiertos, Informe Tributario y de Gestión 2019 cuarto trimestre, (disponible en: http://omawww.sat.gob.mx/cifras_sat/Paginas/inicio.html (consultado 05/09/2020).

SAT, Servicio de Administración Tributaria, Ley Aduanera, (Disponible en: https://www.sat.gob.mx/normatividad/18912/leyes-fiscales ) (Consultado: 20/08/2020)

SHCP, Secretaría de Hacienda y Crédito Público, Estadísticas Oportunas de Finanzas Púbicas, Ingresos Presupuestarios, Ingresos Presupuestarios del Sector Público (Disponible en: http://presto.hacienda.gob.mx/EstoporLayout/estadisticas.jsp ) (Consultado 24/08/2020).


[1] GUIDELINES FOR POST-CLEARANCE AUDIT (PCA) VOLUME 1, WCO, updated june 2018, disponible en http://www.wcoomd.org/-/media/wco/public/global/pdf/topics/key-issues/revenue-package/pca_guidelines_vol1.pdf?la=en